El arbusto es un arbusto de hoja perenne que crece espontáneamente también en Italia , especialmente en las regiones centrales y meridionales. Este árbol frutal no puede pasar desapercibido porque produce bayas rojas muy escénicas pero también buenas para comer. El madroño, sin embargo, no sólo es famoso por esto: también es llamado árbol de la miel porque el néctar de sus flores es muy apreciado por las abejas. Se trata de un arbusto que puede ser cultivado con diferentes propósitos: es ornamental en primer lugar, produce frutos comestibles y en algunas regiones produce una excelente y muy valiosa miel.

Fresa: aspecto y características

El madroño (Arbutus unedo) es un arbusto que puede tener un hábito arbustivo o desarrollarse como un árbol real, que no alcanza alturas superiores a 10 metros. También llamado albatros, este arbusto produce hojas de color verde oscuro de unos diez centímetros de largo y con un borde dentado. Las flores son blancas, amarillo claro o rosáceas y se agrupan en racimos, mientras que los frutos son perfectamente redondos y se vuelven rojo brillante cuando alcanzan su plena madurez. El madroño es un arbusto que suele crecer en el jardín por su impacto paisajístico, pero como ya hemos mencionado es un árbol que puede dar muchas satisfacciones.

Frutas de fresa

Los frutos del madroño alcanzan su plena madurez en otoño, de octubre a diciembre y cuando esto ocurre se vuelven rojos. Tienen el aspecto de grandes bayas, con un diámetro de unos 2 centímetros, y un sabor muy particular que no todo el mundo aprecia. Suelen utilizarse para hacer mermeladas y compotas, se ponen en espíritu pero también se consumen tal cual, naturalmente. En el interior, la pulpa es carnosa y agradable, pero sólo para algunas personas.

Miel de fresa: ¿por qué es tan preciada?

Como hemos mencionado, el madroño produce flores con un polen muy rico y apreciado por las abejas, que lo utilizan para hacer una miel muy valiosa. Su costo es muy alto en comparación con otros tipos de miel, pero esto depende del hecho de que sólo en algunas regiones de Italia existen las condiciones para que se produzca. Como hemos visto, el albatros florece en otoño y para las abejas no es un período fácil. No es una coincidencia que la única región de Italia donde logran completar la producción de miel es Cerdeña. Por esta razón es un producto valioso: se encuentran cantidades limitadas y hay que llevar a cabo un proceso específico y difícil para evitar los fermentos.

Cultivo del madroño

Este arbusto es rústico y no requiere cuidados especiales, pero como florece en otoño sólo puede dar satisfacción en regiones de Italia caracterizadas por un clima suave. El madroño puede soportar muy bien también las heladas, pero si queremos cultivarlo para cosechar sus frutos y tal vez fomentar el trabajo de las abejas, las temperaturas deben ser bastante altas. Las enfermedades que le interesan son escasas, sólo porque es un arbusto muy resistente.

También podría interesarte...

  • Xylella: 6 años después, la situación en Puglia sigue siendo dramática
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *